Senador Ricardo Lagos Weber (PPD): «La aprobación va en aumento, es la realidad»

Senador Ricardo Lagos Weber (PPD): «La aprobación va en aumento, es la realidad»

El senador Ricardo Lagos Weber (PPD) cree que el plebiscito será una tarea difícil para la centroizquierda: “Para que la Aprobación tenga un buen resultado, debemos hablar con aquellos chilenos que se han sentido decepcionados con el proceso constituyente. Sobre el tropiezo de Giorgio Jackson, subraya: “Las generaciones más jóvenes también aprenden de sus errores. Cuanto antes aprendan, mejor».


-Has trabajado en temas de comercio exterior y negociado acuerdos comerciales. ¿Cómo ve al Ministerio de Relaciones Exteriores, que ha sido el flanco de las críticas?

-Ha habido críticas, pero algunas han sido exageradas, injustas, para ser franco. Dicho esto, en el tema comercial hay que acelerar, lo he planteado en público y también en privado, en reuniones con el subsecretario Ahumada: la necesidad de avanzar más rápido y ojalá llegar a un acuerdo de modernización con la Unión Europea en los próximos meses. . Lo importante es agilizar los tiempos en este ámbito, porque se avecinan plazos en el viejo continente que nos pueden dejar fuera de carrera. Y la UE puede decirnos que no.

– El subsecretario Ahumada es conocido por su postura contraria al libre comercio. Incluso escribió artículos sobre el imperialismo.

-De hecho, quien hizo tu instalación o tu aterrizaje en la cancillería chilena fue con los ruidos que eso trajo. Intentó realizar una consulta ciudadana para legitimar la política comercial, pero el ministro Urrejola le quitó la palabra. La política comercial chilena no necesita legitimarse, se legitima sola.

De hecho, hace dos semanas, en la Comisión de Relaciones Exteriores, pedí una sesión sobre este tema, para saber qué está pasando en las negociaciones. Si estas conversaciones van a ser secretas, que así sea. Pero estamos sobre brasas.

– La pregunta política del día es qué hacer con la propuesta constitucional, entre quienes apoyan la aprobación: si llegar tarde o temprano a un acuerdo de reformas. ¿Cual es tu posicion?

-Para que la Aprobación tenga un buen resultado, hay que hablar con aquellos chilenos que se han sentido decepcionados con el proceso constituyente y que tienen dudas sobre el texto propuesto. Para ello es imperativo llegar a un acuerdo entre hoy, mañana, pasado mañana a más tardar, pero no más tarde de esta semana creo, entre las fuerzas de aprobación, en el que identifiquemos claramente los temas que vamos a modificar, mejorar, reinterpretar, esclarecer, despejar las fake news, esclarecer las mentiras y al mismo tiempo dar seguridades.

– ¿Cuáles son los temas que necesitan ser cambiados?

– Restablecer el estado de emergencia, abolir la reelección de presidentes; restaurar el carácter del poder judicial como tal; revisar la composición del consejo de justicia; precisar que el sistema de justicia civil y penal es único en Chile y que no existirán sistemas civiles y penales diferentes para los pueblos de origen y para el resto del país. Estos temas preocupan a los chilenos y deben ser abordados de frente. Tenemos diferencias dentro de la Aprobación sobre cómo abordar estos temas y creo que es fundamental llegar a un acuerdo.

-El CP cerró la puerta a estas reformas de fondo.

– Apuesto doble contra simple a que el PC respetará el acuerdo. El presidente Boric instó a las dos coaliciones, los partidos, a llegar a un acuerdo. Al menos el Socialismo Democrático no ha defraudado al presidente en ninguna votación desde que asumió el cargo. En el caso de Apruebe Dignidad, muchos se han demorado. Espero que esta vez no suceda, porque lo que viene es muy crucial.

-¿Quién es?

-Revisar los votos.

-¿Por qué cree que el PC es tan reacio a suavizar sus posiciones?

-Tal vez estén convencidos de que es la mejor manera. Lo que pasa es que el presidente, como líder de ambas coaliciones, ve que no es así, y las encuestas muestran que la aprobación de reformas y el rechazo de reformas es donde se concentra la gran cantidad de chilenos.

El PC apuesta a todo o nada. En vez de reconocer que el texto propuesto no es perfecto porque fue hecho por seres humanos, y que tiene fallas que deben ser corregidas. La aprobación va en aumento. Cualquiera que diga lo contrario no está diciendo la verdad. Es cuesta arriba, es la realidad. Pero esto no es un hecho inmutable. Por eso hay que hacer este esfuerzo, porque el texto tiene cosas muy valiosas. El estatus social de los derechos, la paridad, la cuestión ambiental, la descentralización. Y no podemos hipotecarlo todo por no querer cambiar ciertos aspectos.

-¿El PC es un aliado difícil?

-Cualquier negociación siempre es difícil. La cuestión no es saber si es difícil o no, la cuestión es saber si uno es capaz de persuadir con buenos argumentos y si el otro está dispuesto a dejarse seducir por buenos argumentos. Debe suceder y sucederá. Si me equivoco, me pueden culpar.

– ¿Te decepcionó lo que dijo Jackson sobre esta superioridad moral de su generación, lo has perdonado?

Le hablé largo y tendido sobre este asunto. Sabe que cometió un error. Me dijo que eso no era lo que quería decir, y así sucesivamente. Le diría que es una frase que siempre se va a recordar, pero que le doy vuelta a la página. Porque debemos seguir trabajando juntos dentro del Gobierno que he decidido apoyar. Imagino que las generaciones más jóvenes también aprenden de sus errores. Cuanto antes aprendan, mejor.

-¿Has hablado con tu padre sobre la nueva constitución?

-Por supuesto, siempre. Dijo lo que dijo y no voy a interpretar ni añadir nada a lo que dijo. Sé lo que estás pensando. Ahí está el caballero que para algunos sigue siendo un referente importante. Creo que su intervención ayudó a estimular a muchos a cambiar de posición.

-¿Esperabas más de la Convención?

-Es difícil pedirle a la Convención que no sea humana. La composición hacía muy difícil hacer un trabajo eminentemente político, con un número no menos significativo de Convencionistas que no procedían de la política. No fue un proceso bien manejado, para muchos de ellos, no para todos. Generó la sensación de una polarización. A veces una exclusión de ciertos sectores. Y no fue bien recibido por la opinión pública. No les gustó lo que vieron. El proceso no generó entusiasmo.


mycandymagz

mycandymagz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.